El enigma de la colosal muralla antigua descubierta en Irán que desconcierta a los arqueólogos

Publicado por on Nov 8th, 2019 y archivado en Cultura. Sigue las actualizaciones de esta noticia mediante RSS 2.0. Puedes dejar una respuesta a esta noticia.

Los arqueólogos han identificado los restos de un muro de piedra en Irán de longitud similar a la famosa Muralla de Adriano que los antiguos romanos construyeron en Inglaterra. De unos 115 kilómetros de largo, los vestigios se han encontrado en el condado de Sarpol-e Zahab, al oeste del país.

La estructura, denominada Muro de Gawri, se extiende de norte a sur desde las montañas Bamu en el norte hasta un área cerca del pueblo de Zhaw Marg en el sur. «Con un volumen estimado de un millón de metros cúbicos de piedra, requirió en su día gran cantidad de recursos en términos de trabajo, materiales y tiempo», escribe Sajjad Alibaigi de la Universidad de Teherán en un artículo publicado en el diario Antiquity, de la Universidad de Cambridge

La ruta del muro parece haber sido determinada por la topografía del área, y con frecuencia cruza las montañas, alcanzando alturas significativas. Su mala conservación ha impedido a los arqueólogos establecer su medición exacta, aunque estiman que tenía cuatro metros de ancho y aproximadamente tres de alto. A lo largo de la estructura se han encontrado también vestigios de construcciones que «pueden haber sido torretas o edificios asociados», de acuerdo con la investigación.

Los especialistas desconocen cuándo se pudo construir. Varias evidencias hacen pensar, sin embargo, que puede tratarse de una estructura de la época de los imperios Parto y Sasánida, entre el siglo IV a. C. y el VI, en concreto, en el III a. C.

Así lo pone de manifiesto el hecho de que ambos imperios construyeron grandes castillos, ciudades y sistemas de riego, cuyos restos monumentales que han llegado y que se encuentran cerca del muro, como la gran fortaleza defensiva Qaleh Yazdgird o la antigua ciudad de Hulwan. Estos vestigios demostrarían que los recursos estaban disponibles para construir un muro de esas características.

El descubrimiento de cerámica parto sasánida en varios lugares a lo largo del muro también sugieren que se edificó por primera vez durante esta época y posteriormente se restauró.

¿Por qué se construyó?

La finalidad de su edificación también resulta un enigma para los investigadores: «No está claro si fue defensivo o simbólico. Tampoco podemos determinar por quién fue construido». Además, apuntan a que, a pesar de que su existencia era desconocida por los arqueólogos, los que vivían cerca sí que conocían la estructura, a la que habían denominado el Muro de Gawri.

Live Science apunta a que otro grupo de arqueólogos había realizado investigaciones anteriores en el muro, pero que nunca han sido publicadas en una revista.

La recién descubierta estructura no es el única con semejantes características en Irán, que cuenta con varias, como la gran muralla de Gorgan o el muro de Tammisha en el noreste de Irán, y en Darband, al norte.

«La evidencia arqueológica sugiere que, de hecho, estos muros podrían haber formado parte de un largo muro defensivo desde el Mar Amarillo en el este de China hasta el Mar Negro en el oeste», señala el estudio.

Comenta la noticia


Directora: Cynthia Chiappari | E-mail: prensapuradigital@gmail.com | Whatsapp: (0294) 154247182 / Redes Sociales: Facebook// Instagram// Linkedin// Twitter// #DESDE 2010, CON VOS. INFORMÁNDOTE.

Acceder / Diseño web por Ergonet