Graves incidentes en las afueras de la cancha de Vélez en el recital de Guns N’ Roses

Publicado por on Mar 23rd, 2010 y archivado en EL PAIS Y EL MUNDO. Sigue las actualizaciones de esta noticia mediante RSS 2.0. Puedes dejar una respuesta a esta noticia.

Fue cuando fanáticos de la banda intentaron ingresar sin entradas al estadio. Allí la policía actuó y hubo enfrentamientos. Hubo un fuerte operativo policial en las inmediaciones del estadio. Los bomberos trabajaron en el lugar para combatir el incendio de un árbol  

Graves incidentes se produjeron este lunes por la noche en las afueras de la cancha de Vélez cuando un grupo de fanáticos de la banda intentó ingresar sin entrada o con entradas falsas al recital que ofrecen los Guns N’ Roses en el estadio del barrio de Liniers.

Más de 150 efectivos de la Policía Federal y un camión hidrante actuaron en el lugar para dispersar a los revoltosos. Fue allí cuando se produjeron enfrentamientos con el saldo de cinco fanáticos detenidos.

Asimismo,  un árbol de la zona ardió cuando fue alcanzado por una bengala lanzada desde un grupo de fanáticos. Ante ello, personal de Bomberos trabajó en el lugar para controlar las llamas. 

En tanto, el esperado recital de los Guns N Roses, tras 17 años de ausencia de la Argentina, comenzó con casi dos horas de retraso y los 50 mil fans que poblaban el estadio de Vélez Sarsfield, vibraron de emoción ante la actuación
de Axl Rose y compañía.

Rodeado de una puesta en escena espectacular con fuegos artificiales y un gran juego de luces, Axl Rose saltó al escenario de un estadio de Vélez Sarsfield cubierto por fans que esperaron 17 años desde la última visita.

El show comenzó con la canción que le da nombre al disco nuevo de la banda «Chinese Democracy» y luego la siguió el clásico «Welcome to the jungle», del álbum iniciático «Appetite for destruction» (1987).

Esta canción hizo estallar a la gente que seguramente provocó un mini movimiento sísmico en Liniers, mientras Axl corría por el escenario de manera alocada, como siempre.

Para desmitificar cualquier duda ante la falta de los gunners originales, Axl hizo cambios en la lista de temas y puso a los nuevos músicos a tocar clásicos como «Its so easy» y «Mr Brownstone» del primer y elogiado disco.

Hoy el combo está integrado por el baterista Frank Ferrer, el bajista Tommy Stinson, los guitarristas Richard Fortus, Ron «Bumblefoot» Thal y el recién incorporado Dj Ashba y los tecladistas Dizzy Reed y Chris Pitman.

Aunque el recital estaba previsto para las 21, Rose subió al escenario pasadas las 23, manteniendo la costumbre de esta gira sudamericana, donde comenzó sus conciertos con varias horas de retraso.

Un rato antes de la actuación de Guns N Roses, el escenario estuvo ocupado por el estadounidense Sebastián Bach, ex vocalista de Skid Row, banda con la que visitó la Argentina en dos ocasiones, que no se cansó de agradecerle a Axl por haberlo invitado a la gira.

Bach alternó clásicos de Skid Row como «18 and life» y «Remember you» con material de hard rock que tan bien le quedan a su voz que aun luce potente y aguda como antaño.

A lo largo de su set, Bach no se cansó de dar las gracias al público, de elogiar la actitud de la gente y de hablar maravillas de Axl y los Gunners nuevos.

Un rato antes tocaron los locales La mancha de Rolando y Massacre que amenizaron la larga espera de miles de fans que se dieron cita en las puertas de Velez desde la madrugada para entrar al campo y posicionarse mejor bajo el escenario.

El grupo hizo su última gira mundial en 2006-2007, durante la cual realizó 60 recitales en 26 países y se presentó ante más de un millón de seguidores.
En sus comienzos, los Guns se impusieron en el mundo y particularmente en Argentina, a partir de su mezcla de heavy, hard y punk rock que volcaron en grandes discos como «Appetite For Destruction» y «Use Your ilusion I y II» e inolvidables canciones como «Sweet Child o Mine» y «November Rain», entre muchas otras.

Después de la disolución de la banda EN 1996, que implicó un punto final en la relación con los otros miembros originales, Slash, Duff McKagan y el baterista Matt Sorum, Axl se encerró en un inexplicable ostracismo.

Mientras sus ex compañeros armaron Velvet Revolver con la que sacaron dos albumes y salieron de gira, Axl se hizo esperar 10 años para lanzar «Chinese Democracy», que sin el respaldo de una compañía grabó a un costo de 25 millones de dólares.

En la Argentina, Guns N` Roses son casi leyenda. En el apogeo de su carrera y en el momento de mayor popularidad, la banda llenó dos estadios de River y el fervor de sus fans era tan grande que llevó a que una adolescente se suicidara porque sus padres no la autorizaron a ver el show.

Comenta la noticia


Directora: Cynthia Chiappari | E-mail: prensapuradigital@gmail.com | Whatsapp: (0294) 154247182 / Redes Sociales: Facebook// Instagram// Linkedin// Twitter// #DESDE 2010, CON VOS. INFORMÁNDOTE.

Acceder / Diseño web por Prensa Pura Digital